Beneficios de la tecnología piezoeléctrica en los sistemas de Pesaje Dinámico (WIM -Weigh In Motion)

Tecnología piezoeléctrica de cuarzo: la solución preferida para los sistemas de Pesaje Dinámico (WIM)

Dos tecnologías se han establecido como las soluciones preferidas para la mayoría de las mediciones de fuerza: sensores piezoeléctricos de cuarzo y galgas extensométricas. En algunas situaciones industriales, ambos métodos ofrecen resultados de calidad comparable (la determinación de las fuerzas que actúan sobre una herramienta de fresado de Ø 10 mm es un ejemplo). Pero hay otras aplicaciones en las que la experiencia práctica demuestra que una de las alternativas es claramente superior, y esto es definitivamente cierto en el caso de la tecnología de Pesaje Dinámico (WIM), donde los sensores piezoeléctricos de cuarzo (PE) ofrecen beneficios mucho mayores que las galgas extensométricas. Entonces, ¿cuáles son las razones precisas para preferir la tecnología de cuarzo (PE) a las galgas extensométricas en un sistema de Pesaje Dinámico WIM?

Profundidad de Instalación

Los sensores de cuarzo (PE) para aplicaciones de Pesaje Dinámico (WIM) tienen un diseño menos complejo que las galgas extensométricas, por lo que son más pequeños y compactos. Esto reduce el esfuerzo necesario para instalarlos debajo de la superficie de la carretera: se pueden instalar en el pavimento de la carretera a profundidades de tan solo 55 mm, por lo que el trabajo generalmente se puede completar en uno o dos días con una interrupción mínima del tráfico. Las dimensiones de las galgas extensométricas, por otro lado, deben aumentarse para reducir las tensiones y, como señala el Departamento de Transporte de EE. UU. En su "Guía de bolsillo de pesaje en movimiento "(Weigh-In-Motion Pocket Guide): "La instalación del sensor extensométrica actualmente recomienda canales de 3 pulgadas de profundidad (= 7,6 cm) en el pavimento para la instalación. Este requisito de instalación limita la aplicabilidad del sensor de banda extensométrica en pavimentos delgados". Kistler también ofrece un nuevo servicio, Análisis Estructural de la carretera (Structural Road Analysis -SRA-), para ayudar a los clientes a identificar y calificar las ubicaciones más adecuadas para instalar sus sistemas de Pesaje Dinámico (WIM:) obtenga más información aquí.

Profundidad de instalación reducida de los sensores de cuarzo (PE) en el sistema Kistler de Pesaje Dinamico (WIM).

Durabilidad y robustez

Los sensores piezoeléctricos de cuarzo tienen una vida útil estándar probada de más de cinco años. En los EE. UU., Donde la tecnología Kistler WIM se utiliza en 43 estados, los primeros sensores de cuarzo (PE) se instalaron en 2003, ¡y el sistema sigue funcionando con los mismos sensores en la actualidad! Las duraciones de diez años o más no son inusuales, por lo que existe una amplia experiencia que demuestra que los sensores de cuarzo (PE) ofrecen a nuestros clientes una excelente relación calidad-precio. Los sensores de cuarzo (PE) también cuentan con protección contra sobrecargas: pueden soportar sobrecargas del 20% y, en algunos casos, incluso pueden soportar una sobrecarga del 50% durante períodos cortos. Por el contrario, el límite elástico de los metales (como el constantan) utilizados en las galgas extensométricas no se puede extender hasta el infinito, y esta es una de las varias razones por las que su vida a la fatiga es limitada.

Los sensores de cuarzo (PE) en sistema de Pesaje Dinámico de Kistler son duraderos y robustos

Amplio rango de medida

Probablemente, la ventaja más conocida de la tecnología de sensores de cuarzo (PE) es su amplio rango de medición. En otras palabras, la sensibilidad constante de la tecnología de cuarzo (PE) significa que los camiones, automóviles e incluso bicicletas que pasen por el sitio de pesaje dinámico tendrán su peso medido y registrado con la misma precisión. Muchos materiales piezoeléctricos presentan un alto módulo de elasticidad; los sensores de cuarzo (PE) muestran una desviación casi nula y los sensores se benefician de una frecuencia natural extremadamente alta y una linealidad excelente en un amplio rango de amplitud. La tecnología piezoeléctrica de cuarzo también es insensible a los campos electromagnéticos y la radiación. Las galgas extensométricas solo pueden alcanzar rangos de medición y rendimiento comparables si se implementa un diseño mucho más complicado, por lo que las celdas de carga de este tipo son pesadas y difíciles de manejar. Y aunque las galgas extensométricas funcionan bien en el extremo máximo de la escala de peso, su eficiencia disminuye drásticamente para vehículos más livianos. Ver: hoja de datos del sensor Lineas.

Los sensores de cuarzo (PE) en sistema de Pesaje Dinámico de Kistler ofrecen un amplio rango de medida.

Proceso de producción totalmente controlado

Como proveedor líder de tecnología de medición piezoeléctrica de cuarzo (PE), tenemos el control total de todo el proceso de fabricación en nuestra sede dentral en Suiza. Los cristales en forma de disco, del mismo tamaño que una lente de contacto, se instalan en toda la longitud del sensor, y Kistler incluso opera su propia instalación para cultivar cristales según una fórmula patentada. El equipo de producción de vanguardia operado por especialistas altamente calificados asegura que las posibles fuentes de fallos se excluyan en la etapa más temprana posible; las inspecciones finales en profundidad incluyen un control de estanqueidad y varias pruebas de funcionamiento; la sensibilidad uniforme en toda la longitud del sensor se verifica en el sistema de calibración. Más de 50.000 sensores Lineas para Pesaje Dinámico (WIM) ya se han fabricado internamente y se han enviado desde nuestra planta en Winterthur, Suiza. Los sistemas basados ​​en sensores Lineas han establecido puntos de referencia globales de precisión, fiabilidad, vida útil y facilidad de uso. Obtenga más información sobre nuestra producción de sensores.

Los sistemas de Pesaje Dinámico (WIM) de Kistler, basados ​​en tecnología de cuarzo (PE), se fabrican en Suiza.

Soporte y Servicio global

Kistler ofrece una cartera de servicios de valor agregado para mejorar el uso y la vida útil de los sistemas de Pesaje Dinámico (WIM) basados ​​en cuarzo (PE). Nuestro objetivo: una experiencia de usuario sin preocupaciones durante toda la vida útil de cada instalación WIM. Brindamos asistencia para determinar la mejor ubicación para la instalación del sistema, así como capacitación y certificación para que el propio personal y clientes pueda ejecutar instalaciones de alta calidad. Nuestros servicios también incluyen calibración y optimización para garantizar la máxima precisión y extensiones de garantía de hasta cinco años para mayor seguridad. Las instalaciones de nuestros sensores de cuarso (PE) presentes en más de 50 países de todos los continentes demuestran que podemos proporcionar soporte local para integradores de sistemas autorizados por gobiernos u operadores de carreteras. Con presencia en más de 60 países, Kistler está excelentemente posicionada para brindar soporte de instalación en el sitio y servicios adicionales WIM en todo el mundo. Descubra nuestros servicios WIM.

Kistler ofrece un servicio de valor añadido en sus sistemas de Pesaje Dinámico (WIM) en todo el mundo.
Contacto
(max 25 Mb)